¿Una sirena en silla de ruedas?

¿Dónde miramos cuando miramos a los otros? ¿Cómo lo hacemos cuando percibimos a los otros diferentes a nosotros?
Yo no soy la sirena del dibujo y esa silla no representa lo que soy. Cualquiera desde el ojo del que mira, puede ser “una sirena en silla de ruedas”
sirena-serigrafia. Camisetas
Tenemos impuesto mucho más de lo que creemos y tan interiorizado, que nuestros ojos seleccionan también de forma impuesta lo que ven. Si tengo razón afirmando esto, no miramos lo que queremos, ni cómo queremos.
Seleccionamos la belleza, miramos lo que es grato de mirar y sobre todo, miramos lo que entendemos, porque aquello que no entendemos, se convierte en ese libro de lectura obligada, que se abandona a la décima página.
¿Qué nos perdemos entonces? Mucho y a muchos, convirtiéndonos en ovejas de un rebaño.
Aprendamos a mirar y cambiaremos realidades impuestas.
Quiero ver belleza donde otros no la vean, decidir particularmente que es bello, que tu mayor defecto sea tu mayor virtud para unos y que a su vez sea amada o repudiada, sin medidas equivalentes, quiero mirar a quien no debería, sin apartar la vista si así nos conocemos, ver horror en una flor y guapa a la muerte.
No quiero ver una sirena en silla de ruedas, quiero ver un pez acompañando a una amiga, una silla que ayuda a una horrible sirena a disfrutar el sol, me quiero enamorar del color de sus escamas y no de su piel, tenerla envidia por vivir en el mar o desear que pise la tierra, tenerla miedo o reírme de ella, solo ver pez o solo ver pecera.
Quiero mirar lo que quiera en ese dibujo y que me recuerde otra cosa que no es.
Quiero que todos nos podamos sentir sirenas, peces o nada.
Quiero saber ¿y, tú que miras? Y que tengas la libertad de no decírmelo, que sientas sin obligaciones admiración o indiferencia.
Entonces seremos iguales, porque no veremos lo mismo pero nos miraremos.
Eso es para mí el dibujo que comparto y que algunos lleváis en una camiseta, en una pegatina.
Soy culpable de pedirle al artista (mi hermano) que pintaba una sirena en silla de ruedas y él es culpable de regalarle a su hermana pequeña tal capricho, gracias por el mimo de un dibujo.
Ahora tengo que aprender a mirar lo que soy y lo que sois, olvidando lo que me enseñaron.
Gracias a los que miráis. Gracias a los que no apartáis la mirada para conocer.

¿Qué queremos ver? ABRAMOS LOS OJOS!

izquierda

¡Un buzo diverso en la ducha?

Derecha

¿Un perro vestido o trece?

¿ un informatico en Dinamarca ?

¿ un informatico en Dinamarca ?

¿Donde miras?

¿Donde miras?

¿Javi bajo el agua?

¿Javi bajo el agua?

¿Super Tomás?

¿Super Tomás?

¿Dos hermanas Extremeñas?

¿Dos hermanas Extremeñas?

¿ una artista de bollywood ?

¿ una artista de bollywood ?

¿Una gótica y su perro?

¿Una gótica y su perro?

¿Una actriz-cocinera?

¿Una actriz-cocinera?

¿ Deiviz bebiendose una cerveza bajo el agua?

¿ Deiviz bebiendose una cerveza bajo el agua?

¿La pareja de Rivemar?

¿La pareja de Rivemar?

¿Una fisio de vacaciones?

¿Una fisio de vacaciones?

¿Mi instructora en Panamá?

¿Mi instructora en Panamá?

¿La hermana y el hermano?

¿La hermana y el hermano?

¿Más tías con perro en un sofa?

¿Más tías con perro en un sofa?

¿Dos instructores cortijeros?

¿Dos instructores cortijeros?

¿Un hombre mirando descarado?

¿Un hombre mirando descarado?

¿Un camiseta oculta?

¿Un camiseta oculta?

¿Dos monitoras de parranda?

¿Dos monitoras de parranda?

¿yo comiendome una gamba en un barco?

¿yo comiendome una gamba en un barco?

Anuncios

13 pensamientos en “¿Una sirena en silla de ruedas?

  1. Veo tan lejano el dia que la sociedad nos trate como iguales y no con ese paternalismo protector del que muchos hacen gala. Tenemos limitaciones, eso es evidente, y dicha sociedad debe eliminar no solo las barreras arquitectónicas, sino las mas importantes, las barreras mentales.

    • seguro que no tan lejano Miguel Angel, y si no, sigamos soñando y saquemos la cara al sol como los caracoles ¿ como te miran? seguro que muchas veces nos sorprendemos y nos sorprenderemos para bien.tu y yo llegamos a bucear no? imagina que conseguirán los que vengan detrá. buzo-diverso, me encanta tu foto en la ducha.Gracias

  2. Querida Elena, una vez más lo flipo con tu post y, esta vez, por propia experiencia. Cuánta verdad con el tema prejuicios, qué pena vivir limitados por ellos!!! y, es que, ciertamente, no sabemos ver más allá de nuestras putas narices… una lástima…
    Te confesaré que hace años aprendí esta lección de vida de una persona que ya forma parte de mi pasado pero gracias a la cual, desde ese preciso instante, aprendí a ver todo lo que me rodeaba, lo que siempre había visto y lo que me negaba a ver… fué increible comprobar el giro radical que dió mi percepción tanto de las cosas como de la propia gente, ¡¡¡¡alucinante!!! qué bien me sentó el cambio!!!!. Te aseguro que fue una maravillosa lección de vida que nunca olvidaré y que me permite disfrutar de absolutamente todo lo que me rodea con mayor intensidad, porque es mejor pasar por la vida, vivirla y disfrutarla y no que la vida pase por nosotros sin enterarnos, así es que como tú bien dices, ABRAMOS LOS OJOS!!!! porque lo contrario es perjudicial para la salud, demostrado.
    Ah! Elena y perdona que no haya contactado antes reina pero últimamente no me enrolla demasiado el ordenata y miro lo justo y por el movilete, ya me entiendes perika aunque no tengo excusa sorry baby. Un besazo.
    Una cosita más, el bulldog con la camiseta un puntazo jajajajajaja ¿es que hay camisetas pequeñas? porque me encantaría ponerle una a mi perrita bien de manga corta o de tirantes, tiene una de bebé porque es pequeñita mi baby.
    Bye princesa

    • pues tendremos que adaptar una camiseta para tu perrita jeje. gracias Ana por seguir el blog, ya te echaba de menos, como una hermana celosa, me encantan tus comentarios. aprendiendo estoy (lo intento) a pasar por la vida y no que ella pase por mi sin enterarme. mil besazos

  3. Las Apariencias siempre Engañan, Princesa….Hace años escribi un poema “Las Sirenas no pueden Andar” y hablaba de como un accidente habia cambiado mi Vida, y sobre todo mi percepción de Todo….en verdad que a una le miren de una forma u otra, depende y mucho de una misma…Yo descubri que sonriendo Nadie mira mi silla y si mi cara =))…ahí te das cuenta del Poder de la Actitud….nadie nos quita nuestro diario sufrimiento en un mundo que no contempla nuestras necesidades como ciudadanos de primera, pero ahi estamos haciendonos visibles en Todo…los negocios, el ocio, la calle, la Vidaaaaa….yo digo que siempre fui una Reina, tan reina que llevo el trono incorporado, ji,ji…La Vida se nos “complicó” y mucho, pero tenemos el Poder de disfrutar de la Vida como locas….Me gusta lo que dices y compartes. Besos =)

  4. Sólo vemos lo que queremos ver. Eso es una frase hecha y verdad casi absoluta. Unos influenciados por la sociedad, otros impulsados por la ilusión, algunos empujados por el círculo donde se mueven… Pero está claro que el que quiere ver, sólo tiene que mirar. La cuestión que planteo es, ¿Quién quiere mirar de verdad?

  5. Mil gracias Elena por tu post ¿una sirena en silla de ruedas? Con tu permiso te copio la frase <>, eso es lo que quiero gritar a los cuatro vientos cuando hablo de mi niño saharaui y de su realidad impuesta, y de ¿por qué no unas “Vacaciones en Paz” mientras la PAZ Y LA LIBERTAD no sean una constante en su vida?. También me gustaría responder a <>: mi marido y yo, desde hace tan sólo tres añitos, somos familia de acogida de un niño saharaui durante los meses de verano. Desde entonces, abrimos los ojos al mundo para dejar de vivir en “nuestro” mundo. Cuando Enah está con nosotros tan sólo queremos ver la felicidad de un niño, con derecho a soñar y a saber que existen muchos otros colores aparte del gris que cada día respira. Gracias a él vemos y sentimos de una forma inexplicable, porque como tu bien dices, todo depende de lo “QUÉ QUERAMOS VER” y para esto, no hay explicación posible……

    Mi más sincera enhorabuena por tu forma de mirar 🙂

    PD. Aunque personalmente no nos conocemos, te diré que soy la cuñada de Rodrigo Perea.

    Un abrazo,
    Beatriz

    • Los atardeceres del Sahara están hermanados con los manchegos y en la mirada de un Saharaui, esta la mirada de África, no deja indiferente, enamora, cautiva y siempre se lleva en el corazón. SAHARA LIBRE!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s